EL 16 DE MAYO DE 2013 CIERRA SUS PUERTAS LA CASA TEATRO DE POPAYÁN ... GRACIAS A TODOS AQUELLOS QUE LE DIERON VIDA DURANTE DIEZ AÑOS!!!

PERO NUESTRO TRABAJO ESTÉTICO SIGUE PRESENTÁNDOSE SIN PARAR EN NUESTRA "CASA TEATRO DE BOGOTÁ" EN DONDE LOS ESPERAMOS PARA QUE CONTINÚEN VIVIENDO EL VÉRTIGO DEL "TEATRO VIVO"

EL PESO DE UNA TEMPORADA

18 de diciembre de 2008

La Compañía Teatro Vivo de Colombia es la única que se atreve en una ciudad tan pequeña, como lo es Popayán, y con total éxito en ejecutar temporadas que toman meses en terminar. A lo largo de la historia de la compañía se han visto obras maravillosas con diferentes elencos, que muchas veces y por desgracia, la última función es ejecutada por un elenco diferente al que empezó.

Esta vez busco la visión del artista para comprender este fenómeno que, algunas veces, ha llevado la compañía a tomar decisiones drásticas sobre la misma dramaturgia; pues la temporada debe llegar hasta el final con un ideal de perfección y constancia, con un elenco unificado e intacto; pues el compromiso con un público apasionado con nuestros espectáculos no se puede abandonar.

Me remito a la experiencia adquirida y la realidad que unge nuestra organización. Hoy por hoy tenemos un elenco muy joven; tema muy controversial en las mesas de trabajo con la dirección. Un elenco de una actitud e iniciativa impresionante, que propone, que se desarrolla, que investiga. Un elenco que hace mucho tiempo no veíamos en nuestra sala, en nuestro laberinto vivencial y en la rutina de entrenamiento. Ahora es momento de hacer una pausa y reflexionar sobre todo lo que ha pasado; pues la perfección no puede ser una meta que se debe alcanzar, esta debe ser una realidad constante. Así que un error, por mínimo que sea, no sólo en la escena sino en la armonía de la compañía debe ser observado con detalle y corregido de inmediato.


Al parecer un 100% de lo que un actor es y muestra ser está fuertemente influenciado por su compromiso con la compañía. La palabra como juramento a la responsabilidad y al cumplimiento es una firma intangible que, en la compañía, no se puede romper con facilidad. Es por eso que hago un llamado de atención a todos los actores de la temporada LA CASA V, están dando el brazo a torcer cuando la temporada está a punto de finalizar.

Todo el elenco he hecho buen trabajo en la escena, eso es admirar, pero el mínimo error destruye todo lo que se ha construido. El desorden, la impuntualidad, la falta de comunicación, el compromiso verbal roto, las no asistencias a los entrenamientos y las faltas hacia la dirección, son cánceres que deben ser exterminados de inmediato. El peso de una temporada no lo soporta cualquier artista; eso lo demuestra la historia. Pero al parecer, por los últimos hechos que marcan la compañía en Popayán, los actores se están comportando como cualquier artista, no como artistas de la COMPAÑÍA TEATRO VIVO DE COLOMBIA.

Pero también debo decir que de un elenco de 18 actores solo el 22% están en realidad comprometidos con la compañía, y no es porque su tradición así lo indique, pues la compañía esperaría más de los actores que llevan temporadas soportadas desde los inicios del teatro vivo. Lo curioso que observamos, es que los artistas que le están metiendo el pecho a la temporada, acaban de llegar a la casa y al esquema formativo de la escuela. A ellos mil gracias. Al resto les exijo claridades. Recuerden que la perfección no es una meta; debe ser una realidad.

Juan Carlos Martínez
Director General

Casa Teatro de Popayán

4 comentarios:

yudi dijo...

yo me siento muy bien al aver participado en una temporada de casa teatro es una experiencia nueva para mi, claro yo no soy la mejor la actriz pero trato de dar lo mi y como dise MAURICIO hay que buscar la prefeccion

Veronica dijo...

Creo que múltiples factores pueden llevar a un actor abandonar una temporada, principalmente factores económicos (lo digo desde lo que percibí en Bogotá). También hay que tener en cuenta que la rigurosidad y la perfección no son para todo el mundo, muchos se sienten agobiados cuando se les exige o cuando hay jornadas de trabajo tan duras que levantarse al otro día cuesta, pues física y mentalmente estás agotado. La poética de la compañía es clara, pero a veces aunque uno realmente desea continuar la familia, el estudio, el trabajo cumplen su labor y nos alejan, de lo que para algunos es la construcción permanente de un sueño.

Anónimo dijo...

la temporada ha tenido exito, a pesar de que algunos actores no esten en las ultimas funciones con el elenco, creo que vamos bien, muy bien. sFELIZ NAVIDAD

Dirección General CTVC dijo...

Este artìculo precisa algo que debemos atender de inmediato en la Compañía y es el querer "ser parte de la CTVC"; y todo lo que èsto implica.

No hay justificación alguna para una falta artìstica, mil excusas podrían confortar mi falta de compromiso con mi carrera; el arte es sólo para los mejores, los más perseverantes y los más inteligentes... el resto no saben qué hacer con su vida o están en el intento de descubrir qué es lo que quieren para si mismos... la medida de sus decisiones puede estar dada por el dinero o su posición sociocultural, pero un artista sólo debe pensar en el crecimiento de su propuesta... sólo así se puede llamar verdadero artista... la crisis del alma debe ser invisible para el colectivo... pero esto sólo es posible para seres elevados...

Publicar un comentario

Bienvendio a la Casa Teatro de Popayán

Gracias por comentar en el nuestro blog. Es muy imporante para nosotros saber que piensas sobre nuestras actividades. Escribe lo que quieras, si es una consulta te responderemos en las próximas horas.
Para comentar ten en cuenta lo siguiente.

1) Siéntete libre de escribir lo que quieras.
2) Procura no escribir todo en mayúsculas.
3) Deja un link de contacto si quieres información personalizada.
4) Procura escribir de manera clara para que podamos leer tu mensaje.

¡Gracias por comentar!